Feels

Cuando el amor llega a destiempo

Rómpeme el silencio a besos. Calla esta soledad con tus palabras que aunque vacías, son como morfina que alivia por instantes. Quítame los miedos que de ti surgen. Manténme en equilibrio con todo lo que por ti y contigo quiero ser. Escríbeme en el aire las promesas que éste volverá a llevarse, pero que me llenan de felicidad temporal. Llévate los tragos amargos, no me dejes así, aunque si vas a soltarme hazlo despacio, tan lento que no pueda sentirlo, que no pueda sufrirlo. Finge que robo los alientos en tu día y que me dedicas espacio en tus pensamientos. Cuéntame historias donde junto contigo yo soy la protagonista, donde el “tú y yo” existe y el “vivieron felices para siempre” cierra el cliché. Miénteme el amor que de ti me gustaría recibir. Súbeme en una nube de ilusiones, como lo hiciste alguna vez, pero ahora súbete conmigo. Bájame la luna, las estrellas, las nubes lluviosas y soleadas, los paisajes y las estelas de luz, te prometo que podría guardarlas para decorar nuestros mejores momentos. Cálmame esta ansiedad por estar a tu lado, por estremecerme con el calor de tu piel cuando me abrazas por la espalda, por sentir tus besos por el resto de mis días. Sorpréndeme con palabras que me llenen de paz y que me den la seguridad de tu compañía. Roba los pensamientos de amor, las sonrisas fugaces y los suspiros más largos, quédate con ellos, que si no son para ti, no los quiero conmigo.

Rómpeme. Calla. Quítame. Manténme. Escríbeme. Llévate. Finge. Cuéntame. Miénteme. Súbeme. Bájame. Cálmame. Sorpréndeme. Roba. Haz lo que quieras conmigo, pero por favor, no te vayas…